divendres, 26 de novembre de 2010

deja de ser yo, sin dejarme ser tú

Deja de colarte. Joder. Deja de entrar a mí, deja de salir de mí, deja de estar y de no estar cada vez que te apetece. Cierra la puerta y ajusta las ventanas que yo no he sabido cerrar. Hazme el favor de olvidarme para siempre y deja de olvidarme por segundos. Deja de ser una persona cuando estás conmigo para ser otra persona cuando estás con los demás. Deja de fastidiarme con o sin conocimiento de causa, déjame fastidiarme a mí sola con tu ausencia antes que volver a colgarme de tu presencia. Deja de abandonarme a tu suerte y deja de mirarme como me miras-y como no me miras también. Deja de mirarme. Y deja de introducirte a la fuerza en los agujeros que yo misma me he ocupado de tapar, y deja de mecerte en mi mente minuto a minuto. Deja de ser parte de mí, deja de ser parte de mi vida, deja de hacerme partícipe de ti cuando no vas a hacerme partícipe del resto de tu vida. Deja de ser mi todo cuando yo no soy más que tu resto. Un bonito resto de lo que queda pero que aún así que no es más que resto.

Cap comentari:

Publica un comentari a l'entrada